Guerra Civil en Siria:Historia y Causas

La guerra civil siria es un conflicto armado procedente de un amplio movimiento contestatario contra el régimen baasista que empieza por manifestaciones antirégimen y pro-régimen pacíficas el 15 de marzo de 2011, tres meses después del comienzo del clima revolucionario llamado Primavera Árabe.

El movimiento es reprimido por las fuerzas sirias y se prolonga todavía en 2013; el movimiento se transforma poco a poco en un conflicto que opone dos bandos armados en medio de las poblaciones civiles, y ha provocado hasta ahora más de 70.000 muertos y muchos exiliados.

Para hacer frente al ejército regular y sus fuerzas auxiliares, se constituye y estructura progresivamente en 2011 un «Ejército Libre de Siria» (ESL), sobre la base de un núcleo de desertores y de ciudadanos.

Mientras el gobierno sirio recibe el apoyo de Rusia y la China (por interés o principio de no injerencia), sobre todo a la Organización de las Naciones Unidas, la rebelión es apoyada por los países occidentales, y el ESL, lentamente apoyado y armado por Turquía, Arabia Saudí y Qatar, y dispone de la ayuda de agentes de la CIA que operan desde Turquía. El ESL ha sido progresivamente reforzado y infiltrado por yihadistas cercanos a la esfera de influencia de Al Qaeda, la cual ha conllevado la desconfianza de ciertos estados frente a este ejército informal, y al carácter potencialmente religioso de este conflicto.Pero, ¿qué ocurre en Siria?¿Cómo nace este conflicto que ha dado lugar a la crisis de refugiados en Siria?Te damos las claves para entender el conflicto en Siria

Historia de la Guerra Civil de Siria

Mientras la primavera árabe se extendía en 2011 por todo el mundo árabe, el régimen de Damasco tomaba medidas de prevención y represión combinadas con tentativas de apaciguamiento. Se lanzaron varias llamadas a manifestarse a partir del 4 de febrero, pero los mukhabarat reprimieron estas manifestaciones.

Siguiendo el ejemplo de la revolución tunecina, en la Redes Sociales se hicieron llamadas a la manifestación, y se invitaba a los sirios a movilizarse el 4 y 5 de febrero, sobre todo ante la sede del parlamento en Damasco, pero la llamada no obtuvo respuesta.

El 17 de febrero, el gobierno anunció medidas sociales que preveían una bajada de impuestos sobre los alimentos de primera necesidad, mayores subvenciones para el aceite y la creación de un fondo social para ayudar 420.000 personas en dificultades.A finales de febrero, el gobierno restablece el acceso de Facebook y YouTube con la intención de apaciguar eventuales tensiones. El gobierno multiplica igualmente las medidas de seguridad con el reforzamiento de las escuchas y planes para aislar los medios de comunicación de las regiones y ciudades del resto del país.

El 17 de febrero, la violencia policial contra un comerciante conlleva el levantamiento de un barrio de Damasco y el 7 de marzo, 13 presos políticos comienzan una huelga de hambre.

Se lanzó un nuevo llamamiento en Facebook, donde se incitaba a los sirios a la revuelta, a partir del 15 de marzo, a todas las ciudades de Siria, y en Dera comenzaron manifestaciones diarias, y varios edificios simbólicos del gobierno (sus del Partido Baas, tribunales) fueron incendiados.El mismo día tuvo lugar una manifestación en Damasco con algunas decenas de personas reunidas en Al Hamid que gritaban eslóganes; la multitud fue rápidamente dispersada por las fuerzas del orden. Según los organizadores, también tuvieron lugar manifestaciones en Dayr al-Zor, Alepo y Hassakeh. Amnistía Internacional condenó la represión de los manifestantes pacíficos y afirmó que 30 personas fueron arrestadas, entre ellos los activistas de los derechos humanos Mazen Darwix y Suha Al -Attassi y el filósofo Tayyeb Tizin.

Al día siguiente en Dera, el funeral de los manifestantes muertos el día anterior se transforma en manifestaciones en las que las fuerzas de seguridad dispersan la multitud con el lanzamiento de gases lacrimógenos, y ocasiona varios heridos.

La contestación ciudadana llega a unos 10.000 manifestantes en las calles de Dera (según los organizadores) que rechazan la tentativa de mediación de una delegación gubernamental. Las fuerzas del orden reprimen violentamente los contestatarios con el lanzamiento de gases lacrimógenos y fuego real, con el resultado de un manifestante muerto y cientos más de heridos. La manifestación se transforma entonces en levantamiento; los manifestantes incendian la sede del Partido Baas en el gobierno, el Palacio de Justicia así como dos sucursales de dos compañías de telefonía móvil, una de ellas de Rami Makhluf, primo de Bashar al Asad.

Las manifestaciones continúan el 22 de marzo en Deraa y se extienden en la ciudad vecina de Djassem.El 23, un millar de personas se manifiestan de nuevo a Dera, donde se cuentan más de cien muertos. La revuelta se extiende a la ciudad de Nawa con 2,500 manifestantes con gritos contra el gobierno y se dirigen hacia la comisaría de la ciudad, y Jassem.

El conflicto se extiende.El 24 de marzo de 2011, hacia la 1h y 30 de la madrugada, una unidad del ejército toma al asalto la mezquita de Omar en Dera donde se habían parapetado ciertos manifestantes, y mata al menos seis. Avanzado el día, la policía abre fuego en un funeral de manifestantes que reunía 20.000 personas . En los pueblos vecinos se producen otros incidentes entre opositores y fuerzas del orden. En total, 15 personas pierden la vida a lo largo de la jornada. A pesar de esta violenta represión, el gobierno anuncia medidas la tarde del 24 de marzo, que incluyen aumentos importantes de salarios en la administración (de un 20 a un 30%), la liberación de los manifestantes detenidos durante los disturbios y una posible derogación de la ley sobre el estado de urgencia (en vigor desde 1963). Además, la consejera del presidente juzga las reivindicaciones de los manifestantes «legítimas». A partir del 25 de marzo, a pesar de la represión y varias concesiones del gobierno, el movimiento se extiende a todas las principales ciudades del país.

Del 25 al 27 de marzo de 2011, el movimiento se extiende a varias grandes ciudades del país. Tras las concesiones anunciadas por el gobierno, y la liberación de más de 200 prisioneros políticos, las manifestaciones se refuerzan en Dera donde se derriba una estatua de Hafez el Asad. La protesta se extiende a dos ciudades cercanas de Dera, Tafa y Sanamein y en la capital Damasco. Estallan también disturbios Hama, que había sido víctima de una violenta represión en 1 982 (Masacre de Hama). Las sedes del Partido Baas de varias ciudades son incendiadas.

El 26 de marzo de 2011, Latakia comienza a participar en el movimiento de protesta donde la represión hace menos diez muertos. Al día siguiente, el ejército es enviado a la ciudad. Ese mismo día, el gobierno anuncia que suspenderá la ley sobre el estado de urgencia, después de haber pensado esa posibilidad tres días antes, y que el presidente Bashar al Asad debería dirigirse próximamente a la nación. Doscientos ochenta prisioneros políticos son liberados.

El 5 de abril de 2011, según la ONU, un total de 123 personas perdieron la vida entre el 18 de marzo y el 1 de abril en Siria. El 8 de abril, se cuentan 26 nuevos muertos en Dera.

El 13 de abril 500 personas se manifiestan en Alepo.Se designa un nuevo gobierno el 14, pero sin calmar la oposición, que reune 10.000 personas en Latakia el 17. El 18 de abril 20.000 personas hacen una sentada en Homs.,  ocho muertes. El 20 de abril, tienen lugar otras manifestaciones en Alepo y Homs, y el 21, se levanta el estado de emergencia y se suprime el Tribunal de Seguridad del Estado, un tribunal de excepción. Sin embargo, se adopta posteriormente una nueva ley que, según los opositores, es tan restrictiva como la precedente. El 22 de abril, tras la muerte de 25 nuevas personas en Dera y Damasco, dos diputados y el muftí de Deraa dimiten.

Es en este periodo que la disidencia, totalmente desorganizada, se constituye un «comité de coordinación para el cambio democrático en Siria».

El Asedio de Dera – (25 al 04/30/2011)

El 25 de abril, la 4ª y 5ª divisiones mecanizadas, comandadas respectivamente por Maher al Asad y Muhammad Saleh Al-Rifai, y el 132º batallón, atacan la ciudad rebelde de Dera, con amotinamientos individuales, incluso de unidades enteras , que ocasionarían una detención de la progresión del ejército en la ciudad.Para hacer aún más difícil la defensa de la ciudad, el agua, la electricidad y las comunicaciones telefónicas fueron cortadas.La amplitud de la represión provoca la dimisión de más de 230 miembros del partido en el gobierno.Del mismo modo, las comunicaciones por satélite fueron cortadas.

El viernes 29 de abril, las fuerzas de seguridad abren fuego sobre miles de personas que marchan en Dera, y se producen manifestaciones en todo el país.Al menos 48 civiles mueren durante las manifestaciones.Seis personas perecen el Sábado 30 de abril de 2011 en las operaciones del ejército y los disparos de francotiradores en Dera, donde el agua, los alimentos y los medicamentos faltan desde la intervención militar.El mismo día, cerca de un centenar de personas se reúnen frente a los locales del canal de televisión por satélite Al Yazira, acusada de «mentiras» y de «exageración» por razón de su cobertura del movimiento antirégimen comenzada a mediados de marzo.Las fuerzas sirias arrestan dos personalidades de la oposición, Hassan Abdel Azim y Omar Katxatx.

El Asedio de Homs – mayo y junio de 2011

El 1 de mayo de 2011, tienen lugar nuevas manifestaciones en Dera, Qamishli, Douma y Latakia.La tarde del 4 de mayo de 2011, 161 vehículos blindados comienzan el asedio de dos ciudades del centro del país, Al Rastan y Talbisseh.En Alepo y Damasco, tienen lugar sentadas en las universidades.El 5 de mayo de 2011, el ejército se retira de Dera.El 6 de mayo, como cada viernes, tienen lugar manifestaciones un poco por todas partes de Siria, para pedir el fin del régimen de Bashar el Asad. Como cada viernes, las fuerzas del orden abren fuego sobre los contestatarios. Según los militantes de los derechos humanos, habría tenido así al menos 26 muertos, la mayoría en Homs, en el centro del país. Riad Seif, uno de los líderes de la oposición, es detenido, y es liberado 10 días más tarde bajo fianza.

El 7 de mayo de 2011 seis manifestantes mueren cerca de Balanea, pero el 9 de mayo las manifestaciones continúan, y se multiplican los disparos. Las comunicaciones telefónicas son cortadas. Según Human Rights Watch, los balances de muertos, heridos y detenciones son incomprovables. La ONG Insan señalaba un balance de 632 muertos y 8.000 detenciones entre el 15 de marzo y el 6 de mayo, pero indicaba que las identidades de 5000 personas detenidas no habían podido ser verificadas. El 11 de mayo, 21 personas pierden la vida, entre ellas dos soldados, un niño y una enfermera.

El 13 de mayo de 2011, como todos los viernes, se desarrollan manifestaciones pacíficas en todo el país, sobre todo en Dera, Homs, Hama, Abu Kamal, Latakia, Qamishli, Amud y Alepo. Al menos dos manifestantes son abatidos en Homs.El 14 de mayo, al menos cuatro personas moern y algunas resultan heridas a Corte Kalakh, cerca de Homs, por disparos de las fuerzas del orden.El 20 de mayo , miles de personas se manifiestan. Responden a la llamada de la oposición por la libertad y la unidad nacional. Damasco y Alepo, hasta entonces poco afectadas por las concentraciones, esta vez se suman. Las fuerzas de seguridad abrieron fuego en numerosos lugares, sobre todo en Homs, Sanamein o Maaret al Numan y causaron al menos 44 muertos.

El 12 de junio de 2011, el ejército sirio penetra en Jisr al Xughur por «desalojar a los grupos armados» después de haber entrado y haber abierto fuego con ráfagas de metralleta al azar sobre los habitantes desde helicópteros. El 21 de junio de 2011, la coordinación nacional de los comités locales de jóvenes revolucionarios publica su programa político, Visión de los comités locales de coordinación para el futuro político de Siria, que formula el futuro de Siria en forma de democracia parlamentaria. Esta reunión es seguida el 27 de junio de una reunión entre intelectuales de la oposición en un hotel en Damasco, mientras que 400 estudiantes de Alepo son juzgados por sabotaje e insulto al presidente.

Asedio de Hama – julio a septiembre de 2011

El 15 de julio de 2011, cientos de miles de sirios se manifestaron como cada viernes, sobre todo en las ciudades de Deir Ezzor (350.000 personas), Hama (150.000) y Damasco (7000), para pedir la liberación de los prisioneros y la caída del régimen; varios civiles fueron abatidos en Damasco y en Idleb, en el noroeste del país, por las fuerzas de seguridad. El 17 de julio, los enfrentamientos entre partidarios del régimen y opositores en Homs (centro) habían hecho al menos 30 muertos en el transcurso de las 24 horas precedentes. El 19 de julio, trece civiles fueron muertos a tiros por el ejército sirio en Homs. El 31 de julio, 140 personas son abatidas por el ejército.

Se constata una escalada de la represión después de la declaración, a principios de agosto, del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. Fundado a finales de agosto y presentado los días 1 y 2 de octubre de 2011 en Estambul, a Turquía, el Consejo nacional sirio (CNS) tiene por objetivo coordinar los opositores y llevar a cabo operaciones contra el régimen de Bashar al Asad. Su equivalente libio, el CNT, es el primero al reconocerlo como único representante del pueblo sirio. Francia le da su apoyo el 10 de octubre.

Multiplicación de los combates y de las masacres

Después una relativa calma, las protestas se reanudan el viernes 14 octubre de 2011, incluyendo manifestaciones de apoyo a los soldados que se han unido a la protesta, en las que doce personas son abatidas por las fuerzas del orden leales al régimen.

El periodista y cámara francés Gilles Jacquier es abatido por un obús de mortero en Homs, el 11 de enero de 2012 durante un rodaje autorizado por las autoridades sirias, destinado en el telediario Envoyé spécial. Varias fuentes anónimas consultadas por el diario Le Figaro atribuyen la responsabilidad de los disparos del Ejército sirio libre, que desmiente estas afirmaciones. El periodista Sid Ahmed Hammouche, que formaba parte de la misma comitiva de prensa, evoca la posibilidad de un crimen de estado. Jacquier es el primer periodista occidental muerto durante la revuelta siria. Los combates se reanudan el miércoles 25 enero de 2012, según la oposición, el ejército sirio lanzó una vasta ofensiva contra Hama, en el centro del país; un cristiano fue muerto y los recuentos hablaron de numerosos heridos.

Ofensiva de febrero-marzo 2012 en Homs

El Viernes, 03 de febrero de 2012 es la jornada más mortífera desde el comienzo de la revuelta; se producen masacres en Homs donde el ejército dispara con carros de combate y fuego de mortero sobre las poblaciones civiles. El OSDH, una asociación británica, de neutralidad y fiabilidad discutidas por periodistas, investigadores y diplomáticos por las razones siguientes: cuenta 260 muertos, entre ellesnombroses mujeres y niños pero también manifestantes que denunciaban la Masacre de Hama acaecida 30 años antes. La ONG Human Rights Watch denuncia casos de torturas sobre niños por el ejército.  mientras que la ONU se encuentra siempre paralizada por el veto de Rusia y de China que apoyan al régimen sirio.

El Jueves, 09 de febrero de 2012, más de sesenta civiles mueren por las fuerzas del régimen, la mayoría en la ciudad de Homs, 57 civiles pierden la vida en violentos bombardeos sobre Homs, entre ellas 35 en el barrio de Baba Amr, y once (… cuando el ejército entra en sus casas en el barrio de lengüeta. El 10 de febrero, tras el veto ruso y chino a una resolución del Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas contra el régimen de Bashar el Asad, la oposición siria bautiza su jornada de movilización en el Líbano «viernes de la Rusia que mata a nuestros niños».El martes 14 febrero de 2012, se descubre según el Observatorio sirio de los derechos humanos, organismo la neutralidad y la fiabilidad son discutidas, que el ejército lanza dos cohetes por minuto sobre Homs el barrio herido de Baba Amr. Sin embargo, este organismo es calificado, según sus opositores, que dicen estar cercanos a las zonas de combate, de fraudulento  o de misterioso. El miércoles 15 febrero, a Homs, un oleoducto que alimenta una refinería situada en la periferia del barrio de Baba Amr, es destruido después de haber sido bombardeado por dos aviones militares, Damasco afirma que se trata de un acto de sabotaje perpetrado por «grupos terroristas». La ciudad de Hama es tomada al asalto por las fuerzas del régimen y varios barrios de la ciudad son bombardeados.

El 22 de febrero, Rémi Ochlik un periodista francés de la agencia IP3 Press, que había entrado clandestinamente en Baba Amr, es asesinado junto con la periodista estadounidense Marie Colvin, 56 años, del Sunday Times en el bombardeo de una casa del barrio transformada en centro de prensa donde ambos se encontraban. Los periodistas Édith Bover de Le Figaro y Radio France internationale y Paul Conroy, fotoperiodista independiente, fueron heridos en el transcurso del mismo ataque. Con William Daniels, fotógrafo para Le Figaro Magazine y Time, y Javier Espinosa de El Mundo fueron bloqueados en Homs. Después de seis días de difíciles negociaciones conducidas por el CICR ​​y la Media Luna siria, y en una gran confusión en cuanto a la suerte de Édith Bover, sólo Paul Conroy pudo ser evacuado hacia el Líbano el 28 de febrero de 2012. La corresponsal española en el Líbano, Mónica García Prieto, afirmó que Édith Bover así como los periodistas Javier Espinosa y William Daniels se encontraban en Homs, en el barrio sitiado de Baba Amr y que corrían «serio peligro». Edith Bouvier y William Daniels pudieran huir de Siria hacia el Líbano y luego fueron evacuados en Francia el 2 de marzo. Nicolas Sarkozy , que los acogió, afirmó que Damasco debería rendir cuentas de sus crímenes ante las jurisdicciones penales internacionales. El 28 de febrero de 2012 el balance de la represión en Siria fue evaluado de nuevo a más de 7.500 muertos civiles. Lynn Pascoe, secretario general adjunto de la ONU encargado de los asuntos políticos anuncia que «informaciones creíbles señalan un balance de ahora a menudo superior a cien civiles muertos por día, entre los que numerosas mujeres y niños».

El 1 de marzo del 2012, después de haber conquistado el barrio rebelde de Baba Amr, en Homs, el gobierno sirio continúa su ofensiva contra los insurgentes. Otras ciudades de Siria como Dera y Al Rastan son ahora el blanco de los bombardeos del ejército; numerosos refugiados huyen hacia el Líbano. El 4 de marzo, fuentes del ESL en Dera afirman que los carros de combate de las fuerzas del régimen disparan obuses antiaéreos en los barrios residenciales y que tiradores de élite del ejército sirio abren fuego sobre todo lo que se mueve. El barrio de Baba Amr que sufre una grave crisis humanitaria se encuentra aislado y sin socorro, a pesar de una comitiva de siete camiones cargados con ayuda de urgencia del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) que espera desde hace más de tres días del autorización del régimen para aportar su ayuda. Israel propuso al CICR ​​envió una ayuda humanitaria a la población, y declaró que no quería quedarse sin reaccionar cuando se cometían atrocidades en un país vecino.El 10 de marzo de 2012, mientras Kofi Annan se reúne con Bashar el Asad para intentar obtener un alto el fuego, las fuerzas gubernamentales sirias acosan y bombardean la ciudad con Idleb, uno de los bastiones de la rebelión. Durante esta única jornada más de 62 personas perdieron al vida en Siria. Por su lado, Qatar consideró que un alto el fuego era insuficiente y denunció un genocidio organizado por el régimen de Bashar el Asad. «Hay un genocidio sistemático de parte del gobierno sirio mientras hablamos en este momento de alto el fuego”, declaró el ministro Qatari los asuntos exteriores Sheij Hamad ben Jassem al Thani en una reunión de los ministros de asuntos exteriores de la Liga árabe con el ministro ruso de asuntos exteriores Sergei Lavrov.

El Gobierno sirio paralelamente llamó a consultas a sus embajadores de los 27 países de la Unión Europea con el fin de anticiparse a sus expulsiones en represalia contra la represión brutal del ejército sirio.  El 12 de marzo de 2012, Kofi Annan, se va de Siria sin lograr una solución a la crisis u obtener concesiones de Asad.

El ministro sirio de información Adnan Mahmud acusó «grupos terroristas» de haber perpetrado la masacre para suscitar reacciones internacionales contra Siria y acusó Arabia Saudí y Qatar ser «cómplices» de estos «grupos». El 14 de marzo de 2012, la ciudad de Idleb cae en las manos de las fuerzas de Asad que la toma al asalto, según el Observatorio sirio de los derechos humanos, organismo la neutralidad y la fiabilidad son discutidas,15 civiles habrían sido muertos, y 150 más detenidos. La ONG siria afirma que “23 cuerpos con signos evidentes de tortura de una extrema violencia fueron encontrados cerca de Mazraat Wadi Khaled, al oeste de Idleb». El 17 de marzo, un atentado terrorista ataca el barrio cristiano de Damasco. Dos coches bomba estallan la mañana a las 7:30, una contra la dirección de la policía criminal y el otro contra el centro de informaciones de la aviación. Se cuentan no menos de 30 muertos, algunos calcinados, y un centenar de heridos. La onda expansiva rompe los cristales de todos los edificios de alrededor. La televisión oficial siria denuncia Qatar y Arabia Saudí como responsables de este atentado.El 18 de marzo, dos personas son muertas en otro atentado contra Alepo.El 19, se producen combates entre desertores y las fuerzas gubernamentales en Damasco no lejos del palacio presidencial en el barrio de Mazzeo, donde se encuentran también las oficinas de información y otros edificios gubernamentales, así como otros dos barrios de la ciudad, según el OSDH. El balance sería de seis muertos según el OSDH y de cuatro muertos según las autoridades. El 23 de marzo, el ejército del régimen continúa castigando en un “diluvio de fuego» la ciudad de Homs que sigue estando aislada del mundo. Un habitante declaró durante una entrevista vía teléfono satélite a Jérôme Bastion de RFI: «La situación es bien peor que antes. Los bombardeos hoy son de una intensidad increíble, el proyectiles caen por todas partes. Utilizan todo tipo de artillería, la mayor parte del tiempo carros de combate modelo T-72, pero a menudo también utilizan cohetes ».

Masacres de Houla, Al-Koubeir i Treimsa

El 26 de mayo, una masacre perpetrada en Houla, localidad cerca de Homs, hace 108 víctimas, entre ellos 49 niños.

Esta masacre suscita una condena unánime del régimen de Damasco por el consejo de seguridad,

Según el Frankfurter Allgemeine Zeitung es, por el contrario, el Ejército sirio libre el responsable de la masacre.El autor vuelve entonces sobre su artículo, recordando que otros diarios habían referido testimonios similares, y que la verdad es la primera víctima de la guerra.

Masacre de Al-Qubeir – 6/6/2012

El 6 de junio de 2012 fue perpetrada una matanza en masa a Al Qubeir, una localidad situada en la región de Hama, en Siria. Según el Observatorio sirio de los derechos humanos (OSDH), organismo la neutralidad y la fiabilidad son discutidas, al menos 55 personas perdieron la vida, entre ellas 18 mujeres y niños. El Consejo nacional sirio, principal coalición de la oposición, que da una cifra 80 muertos, acusó «el régimen criminal de Asad». El gobierno sirio desmintió que tal masacre hubiera tenido lugar. El general Robert Mood, jefe de la misión de observación de la ONU desplazada en Siria, anunció el 7 de junio de 2012, que los observadores de la ONU desplegados en Siria se les impidió ir a ciertos lugares para parte, entre otros, de controles militares del ejército sirio. Esta nueva masacre fue severamente condenada por la ONU y la comunidad internacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *