La Leyenda del Túnel de los Gritos

Más historias de misterio.

Cerca de las Cataras del Niágara, en Warner Road, se encuentra un pequeño túnel que es el paso peatonal bajo la línea de tren que enlaza Toronto y Nueva York. Este túnel es conocido como el “túnel de los gritos”.

Semejante nombre se debe a la historia que dice que si encendemos un fósforo dentro del túnel oiremos un grito desgarrador seguido de una leve brisa que parece que quiere apagar la cerilla….

La leyenda se remonta a hace mas de un siglo y aunque tiene varias versiones parece que la original es en la que se cuenta que una granja próxima al túnel se incendió y que la niña que vivía en ella murió en medio del túnel, envuelta en llamas, mientras trataba de apagar el fuego.

¿Quieres pasar miedo?Pues sigue leyendo…

La Historia que da lugar a la La Leyenda del Túnel de los Gritos

Hace más de un siglo había algunas casas cerca de los alrededores del túnel. En una de ellas había una familia rota por el alcoholismo del padre, un hombre violento que descargaba toda la furia que sentía por su miserable vida golpeando a su mujer y su única hija cada vez que se emborrachaba. La mujer trataba de soportar las palizas y evitar que golpeara a su hija, poniéndose como escudo y diciéndose a si misma que su marido volvería a ser quien fue cuando se conocieron. Pero la situación no mejoraba y, temiendo por la vida de su pequeña, se armó de valor y decidió pedirle el divorcio.

leyenda del tunel de los gritos

El hombre al escuchar a su mujer que abandonaba la casa con la niña, se enfureció tanto que la amenazó con prenderle fuego a toda la casa con ellas dentro si trataban de salir de allí.La mujer al ver como el hombre agitaba una lámpara de aceite y la acercaba peligrosamente a las cortinas, decidió plantarle cara por primera vez en su vida y le comenzó a empujar mientras le gritaba fuertemente.

La reacción del hombre no se hizo esperar, lanzó la lámpara contra uno de los muebles, que de inmediato comenzó a consumirse, llegando las llamas hasta el techo de madera en cuestión de segundos. Se giró hacia su esposa y la derribó de un puñetazo, pero no contento con ello la continuó golpeando y pateando aunque ella estaba inconsciente en el suelo. La niña, al ver la escena, escapó presa del pánico, corriendo tan rápido como podía con la intención de llegar hasta la casa de sus vecinos que se encontraban al otro lado del túnel. Mientras corría, sólo se giró un segundo para ver como toda la casa comenzaba a arder mientras su madre aún estaba dentro y su padre salía, con paso lento pero seguro, con una lámpara de aceite en la mano.

Pero su huida no tuvo éxito; ya que, cuando se encontraba a mitad del oscuro túnel, la niebla le impidió ver una piedra, con la que tropezó y cayó de bruces en el encharcado y frío suelo. Sentía un gran dolor en su tobillo y, por más que trataba de levantarse, el dolor la vencía y caía nuevamente. Ese lapso de tiempo fueaprovechado por su padre para alcanzarla.

La niña quedó paralizada por el miedo cuando observó como su enloquecido padre se acercó a ella y vertió lentamente todo el aceite sobre su diminuto cuerpecito. Entonces sólo un sonido más se escuchó en el túnel: el de una cerilla encendiéndose justo antes de que el padre la arrojara sobre la niña y la prendiera en llamas.

Los gritos de dolor de la niña fueron tan desgarradores que quedaron impresos por la eternidad entre las paredes de este túnel, que desde entonces se llama localmente “El Túnel de los Gritos” (Screaming Tunnel en inglés). El destino del padre nunca quedó claro, unos afirman que regresó a la casa ardiendo y entró nuevamente para arder en las mismas llamas que él había provocado, otros que desapareció y nunca fue detenido.

Otra de las variantes cuenta que la desgraciada niña fue violada en el túnel y su cuerpo quemado para no dejar rastro alguno. La otra, aun peor, es que fue su padre quien la quemo al enterarse de que la madre quería quitarle la custodia, aunque eso parece demasiado actual….

Sea como fuere, lo que parece que si es cierto es que alguien murió quemado en ese túnel. Incluso los más escépticos que lo visitan afirman sentir algo en su interior, que ya de por si es bastante tétrico, ya que incluso en días de sol, es frecuente encontrar frías corrientes y niebla en su interior.

Otro aspecto interesante de este túnel es que fue utilizado como escenario natural de la película, “La zona muerta”, basada en un relato de Stephen King, con Christopher Walken.

Videos de la La Leyenda del Túnel de los Gritos

Sólo tienes que verlos…

Comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Deja un comentario